Historia de un cuarto embarazo: Primer trimestre ¡SORPRESA!



¡Hola chikitinas!

Comenzamos el mes de septiembre con algo que tenía pendiente de hacer, explicar un poco mi ausencia, aunque si me seguís por las redes sociales ya no se será sorpresa!!
Quizás necesite desahogarme, sacar de dentro de mí toda la angustia y miedo que he sentido y sigo sintiendo. Y si de paso puedo ayudar a alguien con mis experiencias, mejor, también se admiten consejos.

No estáis leyendo mal el título, aunque muchas lo sabréis porque me conocéis o me seguís desde el principio actualmente estoy viviendo o sufriendo, mi cuarto embarazo. Resumo los antecedentes:

- Embarazo 1: Año 2011, aborto espontáneo a las 6 semanas, no se pudo hacer nada, fue visto y no visto. Físicamente no me afectó nada, la pérdida fue como una regla, psíquicamente fue otra cosa distinta, sí que me afectó y bastante, pero esa es otra historia.

-Embarazo 2: Año 2012: Fue el embarazo de mi niño presumido, que nació en enero de 2013. Un embarazo de cuento de hadas, muy bueno, buenísimo y el parto igual, un poco largo ambos pero con ganas de volver a repetir si fuera igual (ilusa de mi)

-Embarazo 3: Año 2015: Aquí ya tenía el blog, y ya sabréis como acabó. Casi en la semana 12 comencé a manchar, visita a urgencias y el fetillo llevaba 2 semanas parado, muerto dentro de mí. Un shock, aunque lo llevé mejor, al tener un hijo ya, no sé? piensas menos?Se ve de otra forma?. Físicamente si fue más traumático para el cuerpo, tuve que pasar casi como un parto, un aborto diferido, pastillas que te provocan contracciones para expulsarlo todo (mejor que entrar en quirófano para un legrado fue). Esta es otra historia muy larga también.

-Embarazo 4: Abril 2016, aquí empieza lo bueno, agarrarse que vienen curvas!!! Dos días de faltar la regla me hago test, a pesar de no tener síntomas ninguno, lo sabía, sabía que estaba embarazada, y así fue!!!!!!!!!!!!!! 

Primer sentimiento, MIEDO, MUCHO MIEDO!! La sombra de todo lo que había pasado el año anterior cubría mi vida, mis movimientos, todo lo que hacía. Consejo (aunque yo no me lo apliqué)

"No dejes que el miedo controle tu vida"

No disfruté nada el primer trimestre de embarazo, no me quería hacer ilusiones por si iba a la eco de las 12 semanas y me lo encontraba sin vida. Mucha impotencia, porque no podía hacer nada para evitarlo.

Y encima me pasó de todo. En la semana 6 niño presumido cogió un virus de guardería, de esos de estómago, él sólo estuvo un par de días regular, y ya está, pero mi marido y yo lo pillamos bien, madre mía!! Una semana entera medio moribundos, casi sin poder comer nada, porque enseguida salía de nuestros cuerpos. 
Incluso fui a la matrona, asustada, no sabía si eso iba a afectar a mi embarazo, y me dijo que me tranquilizara y me hidratara mucho, ya está.

Después del virus, vinieron los hongos, que me hicieron análisis de orina por si era infección, pero no, sí, increíble, casi 36 años que nunca había tenido hongos y ahora zassss, me atacan, posiblemente por la bajada de defensas del virus, en fin, cremita y en 10 días se me pasó.

Algo más, claro, me mordí el labio por dentro un día y me salieron unas llagas horrorosas que no podía casi ni comer, ni hablar. Otra crema al canto.

A todo esto obsesionada porque no tenía ningún síntoma de embarazo, sólo el pecho se me hinchó y ya está.

Mis paranoias y miedos del primer trimestre de embarazo fueron:

* Miedo al aborto: Cada vez que iba al baño inspeccionaba con lupa el papel higiénico por si veía algún signo de manchado, me faltó comprar un microscopio para ello.

*Me convertí en una perturbada, me sobaba los pechos a todas horas, por si me desaparecía el hinchazón, ya que era el único síntoma, incluso iba por la calle y me descubría a mi misma haciéndolo, la gente seguro que flipaba.

*Miedo a las ecografías: Podría haber ido a un privado, ya que en la Seguridad Social no te hacen la primera eco, hasta la semana 12, pero desde el primer aborto hice una promesa, nadie me tocaba los países bajos hasta esa semana!!! Y eso, tenía mucho miedo de lo que me pudieran decir...

Así pasó el temido primer trimestre de embarazo, hasta la semana 10-11, que empecé a sentir unas naúseas muy bonitas y preciosas, un asco continúo y varios episodios de mareos en la puerta de la guardería de niño presumido, un showww!!

Aquí empecé a estar contenta, porque esos achaques significaban que algo había ahí que lo provocaba. Se me olvidó decir, que en la semana 9 me realizaron los primeros análisis del embarazo, y la prueba del azúcar de propina (normalmente se hace en la semana 24), pero mi matrona me mandó el lote completo, por mi edad, y por mis antecedentes. Salió todo bien. (No me acordaba lo mala que está la botellita de glucosa, puaggggg)

Y por fin llegó el día de la ecografía de las 12 semanas!!!! Iba a salir de dudas, lo que no sabía era la sorpresa que me esperaba.

gemelos-monocoriales-biamnioticos
Mis gemel@s presumid@s


Sí, son dos, lo primero que me dijo la ginecológa: ¡ ya sabemos el por qué te encuentras tan mal!, tanto que sólo había engordado 500 gramos desde el principio del embarazo, imaginarse mi estado fatigoso...

Y lloré, de emoción y alegría, era lo mejor que me podía pasar, cabía la posibilidad, en mi familia hay antecedentes, y siempre estábamos con el cachondeito, de ¿A ver a quién le toca? Pues me tocó a mí. 

Me quedo con una frase que me dijo la gine: 

            "La vida te devuelve lo que un día te quitó"


Los pelos de punta cada vez que lo pienso.

Eso sí, quitados unos miedos, comienzan otros, al ser gemel@s idénticos que comparten la placenta, aunque cada uno en su bolsa, "gemelos monocoriales biámnioticos" me mandaba a alto riesgo al hospital para que me controlaran cada 15 días, y encima si os fijaís uno más pequeño, a día de hoy esto sigue así, y seguirá, por eso hay que controlarlo más, y por más cosas que ya os explicaré en futuros post. En ese momento no me supo decir los sexos, aunque tenían que ser iguales, dos semanas  más tarde lo descubríamos, pero yo ya lo sabía, como buena brujilla...jajajaja!!

Aunque no quiero ser muy pesada, resumiré mi experiencia en 2 o tres post más, uno por trimestre más o menos.

Añado, que la vida en muy injusta y perra, la alegría por todo este notición se acabó, un palo enorme, que a día de hoy todavía estamos tratando de encajar. Dos días después de mi eco, sin previo aviso, sin posibilidad de despedida, un infarto se llevó a una de las personas más importantes de mi vida, mi padre. Espero que allá donde estés veas crecer a tus nietos, de los que tanto disfrutaste en vida y a los que vienen de camino.

Este es otro de los motivos de mi desaparición, ha sido un verano tremendo, de sentimientos encontrados, que te hacen ver que hay que disfrutar de la vida, del momento, del hoy, porque mañana no sabes lo que va a pasar, si estarás o si te faltará alguien querido.

Perdón por esta biblia, pero necesitaba explicar mi ausencia, os lo debía. Sé que a muchos poco le importarán. pero a otros sí, gracias por vuestro apoyo y mensajes preguntando si estaba bien. ¡Os quiero!

Gracias por leerme y hasta la próxima.....

Comentarios

  1. ¡Hola cielo!
    La verdad es que se me ha encogido el corazón al leer tu post. Es un puro cóctel de sentimientos.
    Para empezar, lamento horrores la pérdida de tu padre. Si ya es una "putada" y perdón por la palabra, vivir la pérdida de alguien tan querido, en tu estado viviendo esa montaña rusa de emociones... La verdad no sé que decirte.
    Pero por otro lado, aunque han sido palabras un tanto "duras" de leer, tu positivismo y con todo lo bueno que has llenado el post, me quedo con ello. Además de expresarte mi mas sincera admiración.
    Un beso preciosa, y muchas felicidades por el embarazo ^_^
    Con ganas de leerte de nuevo.
    MUACKS

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por tus palabras. No sabía como plantear el tema, es muy difícil plasmar todo lo que se siente, y también he intentado no alargarme mucho, porque tengo historias para no dormir!! Pero ante todo energía positiva a raudales, sino me perdería todo lo bueno que viene. Muakkkk

      Eliminar
  2. Mucho ánimo para seguir luchando por esos dos niños tan lindos que llevas dentro de ti y mi pésima por la muerte de tu padre. Sin duda, ha sido un verano de emociones, así que te mando mucha fuerza.
    Bienvenida, y adelante!
    Un besazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias guapa, por estar siempre ahí!! Besitos

      Eliminar
  3. Los hjongos, las llagas, y las bajadas de defensas pueden ser por el virus, sí, pero también por el estrés que provoca el miedo constante.
    Siento mucho lo de tu padre, y te felicito por ese embarazo. Disfrútalo, espero que todo salga muy bien, y que pronto tengas dos niños rpeciosos y sanos contigo.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, sí el estrés es muy puñetero, no sé como sigo entera, porque está siendo un verano tremendo! ya veréis fotitos de mis gemel@s!! Besitos

      Eliminar
  4. Has pasado un camino muy largo pero van a venir dos angelotes a hacerte olvidar todo lo que has pasado. Espero que el embarazo siga genial y enhorabuena.
    un besazo

    ResponderEliminar
  5. Hola guapa,me ha encantado leerte, muy sincero y con mucha info, muchas gracias por el post, me suscribo y me quedo a leerte un poco más y te invito a pasarte por mi blog, me haría mucha ilusión verte por allí!! Muchos bss

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Gracias por dejar tu comentario, no sabes cuanta ilusión me hace vuestra colaboración. Pero no me dejes link directo a tu blog, nos perjudica a ambas, yo te visito a través de tu nombre o déjame el nombre de tu blog y te busco.